Solucionar Windows 10 / 8 Instalación: No se puede crear una partición nueva ni encontrar una que ya exista

Hola de nuevo gente,

El pasado fin de semana tuve algunos problemas instalando Windows 10 desde una unidad USB en lugar de un tradicional DVD en un portátil algo viejo (> 8 años).

Creé el USB booteable desde la utilidad de Windows 10 Media Creation Tool, y me dispuse a instalarlo. Conseguí ejecutar el pendrive sin problema y realizar los pasos bien hasta llegar al paso de selección de partición, donde al seleccionar el disco me aparecía: «No se puede crear una partición nueva ni encontrar una que ya exista».

Después de algunas horas jugueteando con la BIOS y alo de paciencia finalmente lo conseguí, pero antes de nada estas son las soluciones que encontré por internet:

  • Cambiar el pendrive de puerto USB en la pantalla de particiones y darle a actualizar. Esto a mí no me sirvió.
  • Acceder a CMD presionando Shift+F10 (Tampoco me funcionó):
    • una vez en CMD escribir ‘DISKPART’.
    • Y luego ‘list disk’ y apuntar el número del disco duro en el que queramos instalar nuestro Windows.
    • Escribir ‘select disk *’ (donde * será el número de nuestro disco).
    • Entonces lo borramos con ‘clean’
    • y creamos una partición: ‘create partition primary’
    • La hacemos objetivo de nuetras operaciones: ‘active’
    • Y la formateamos: ‘format fs=ntfs quick’
    • Y la damos de alta en el sistema: ‘assign’.
    • Entonces salir de la consola y probar a instalar Windows.
  • Ir a la BIOS y cambiar las configuraciones SATA de AHCI a IDE. (No me funcionó).
  • Cambiar el orden de Boot de los dispositivos, poniendo primero el disco duro en el que queramos instalar Windows, guardar y reiniciar. Volver a entrar a la BIOS y ejecutar desde el pendrive (sin cambiar el orden, simplemente lanzandolo desde ahí). (Tampoco me funcionó…).

Como véis estuve un buen rato haciendo pruebas, y otras cuantas de idea propia que dan para escribir un libro de leyendas informáticas. Pero finalmente lo conseguí realizando este último paso:

  • Teniendo SATA como IDE y el disco duro como primera opción de Boot, activé el Legacy USB en la BIOS y el UEFI boot, y entonces en la opción de guardar opciones de la BIOS me daba la opción de correr el Pendrive con y sin UEFI, elegí la opción UEFI y… ¡todo fue sin problemas!

Así que espero que este artículo ayude a pobres almas perdidas como yo en la ardua tarea de instlar una nueva versión de Windows en un portátil y disfrutar de maravillosas aventuras informáticas como esta.

Un saludo, y disfrutad de vuestro nuevo sistema.